Inicio Política #CRÓNICA | El desastre que preparan las feministas para el próximo 8...

#CRÓNICA | El desastre que preparan las feministas para el próximo 8 de marzo

Muchos habrán visto en redes sociales el hashtag que reza #LaHuelgaFeministaVa, al cual han adherido por cierto políticos del espectro de la izquierda como el Frente Amplio o el Partido Comunista.

Lo cierto es que para nadie es un secreto que los paros feministas fueron uno de los momentos de quiebre en la sociedad chilena el pasado año, y evidentemente sus líderes vinculados a distintos sectores del comunismo y el anarquismo criollo quieren volver a sembrar el caos en el país usando a las mujeres de excusa para un movimiento extremadamente hostil a la ciudadanía, lo que se vio reflejado con fuerza en las universidades, donde grupúsculos de feministas radicales que ni siquiera eran parte de los centros de alumnos mantuvieron paralizadas las casas de estudio, utilizando la ultraviolencia contra hombres y disidentes y forzando a las autoridades universitarias a cumplir varios de sus caprichos impunemente.

Organizadas en torno al movimiento “8M”, es decir, 8 de marzo, por el Día Internacional de la Mujer, estas feministas extremas han elegido ese día para llevar a cabo un gran desastre social en el país, frente al cual nuestras autoridades, ciudadanos y estudiantes deben estar prevenidos para poder llevar a cabo su jornada de forma normal y sin ceder al matonaje y totalitarismo de este intento de alteración al orden público.

En su sitio web puede revisarse el documento “Síntesis del Encuentro Plurinacional de Mujeres que Luchan”, el cual ya en su nombre delata el intento de desintegración nacional que esconde este movimiento, amparado en el discurso indigenista similar al del “Estado Plurinacional de Bolivia”, que implicó el triunfo de un régimen como el de Evo Morales.

En el documento, podemos ver que su objetivo es precisamente atacar el funcionamiento del país con un enemigo claro, el gobierno del Presidente Piñera, las iglesias (que en plural incluye a las evangélicas, las cuales han demostrado un creciente compromiso social y político), y lo que llaman “extrema derecha”, es decir los movimientos políticos y sociales que son contrarios a sus demandas; no está demás recordar que el pasado 27 de octubre, hordas de delincuentes antifascistas aliados a estas feministas agredieron a un nivel prácticamente homicida a quienes se congregaron en una marcha por Jesús y la familia, terminando agredidos niños y ancianos.

A continuación un extracto del documento feminista que ejemplifica lo anterior:

Como podemos ver en su itinerario a seguir, comenzarán desplegándose en los “territorios” (así le llaman a los lugares donde quieren instalar una lucha de poder) mediante el uso de barricadas para generar caos vehicular y evitar que la gente asista a su jornada laboral y generar detrozos y rayados en lugares públicos y privados con el fin de difundir sus demandas.

También promueven actividades de índole anarquista como ollas comunes o acampar en plena calle, exponiendo a los transeúntes a la suciedad e insalubridad, además de malos ratos.

La “huelga” además incluirá perturbación en lugares de trabajo y de estudio, haciendo un llamamiento a las participantes a no asistir ese día al trabajo o de lo contrario ir, negarse a trabajar e irse antes, generando problemas tanto en el sector público como privado, pero también llama la atención que su huelga también es REPRODUCTIVA, y en tal ítem su llamado es, por ejemplo, DEJAR DE CUIDAR A LOS NIÑOS, recordemos que para estas militantes de ultra izquierda, ser madre es una carga impuesta por el sistema capitalista dominado por los hombres.

Demás está decir que se llama, nuevamente, a paralizar y generar desmanes en colegios y universidades, por lo que apoderados, profesores y rectores debiesen desde ya preparar planes de contingencia y medidas al respecto, al igual que los empleadores en el caso de empresa privada.

Otro punto llamativo son las tácticas que buscan implementar para difundir su actividad, especialmente llama la atención su llamado a hacer RAYADO DE AUTOS, más no se especifica si esos autos sean de la propiedad de las manifestantes, dado el rechazo de estos grupos a la propiedad privada, difícilmente sea el caso.

A su vez, instituciones sindicales y sociales como el Colegio de Profesores, Confusam, CUT, Confech, gremios de Transporte, etc, son mencionados como posibles focos de aliados directos para llevar a cabo la huelga.

Ahora bien, muchas personas creen que esta nueva revuelta se basa en “causas justas” en favor de las mujeres, curiosamente, en el mismo documento puede leerse una curiosa frase donde podemos notar el desprecio al concepto de la mujer que tienen estos grupos, al “disputar el sentido” que se le da al 8 de marzo, llamando a una desmujerización de la fecha.

Para mayor claridad, podemos hacer un repaso de las “demandas” de este movimiento:

De este ítem destaca el concepto de “violencia económica”, lo que no es más que otra forma de encubrir el anticapitalismo del comunismo de siempre, luego está el abuso del concepto de “violencia machista”, que se basa en el prejuicio de un supuesto odio a la mujer, subvertir el sistema judicial para acabar con la presunción de inocencia y establecer tribunales que operen prácticamente a mano alzada y un gratuito guiño al terrorismo indigenista en La Araucanía, cuya denuncia y combate son incluidos como violencia machista, siendo que decenas de personas están con su vida y propiedades en riesgo a causa de violentistas que se han adueñado de la identidad araucana para robar y quemar sin clemencia, incluso muchos araucanos pacíficos han sidobrutalmente asesinados por estas cuadrillas del horror.

Podemos ver aquí un lazo entre estas feministas radicales y los insurrectos que paralizaron y destrozaron el país con el pretexto de la muerte de Camilo Catrillanca, lo que le añade peligrosidad al actuar de estos matones políticos.

Aquí hay una primera señal de estatismo fanático, al pedir que constitucionalmente haya vivienda para todos, ignorando que un bien no pierde su escasez porque esté escrito en una Constitución, la cual debe estar para resguardar la civilidad, no para hacer magia con los recursos de un país. Seguramente se ven inspiradas por constituciones como las de la Unión Soviética o Venezuela que prometían este tipo de derechos y fracasaron horrorosamente con millones de muertos bajo el brazo.

Llama aquí la atención del llamado a “construir memoria”, muy distinto a conocer la historia, literalmente un llamado a reescribir la historia a conveniencia, al igual que los “derechos humanos”, los cuales nuevamente son válidos para los protagonistas ultraviolentos de la revolución, pero jamás para quienes son silenciados y aniquilados por la extrema izquierda.

Nuevamente la muletilla del “capitalismo neoliberal”, es esta lucha la que está escondida detrás de todo este maquillaje.

Un clásico, pero esta vez no sólo llama la atención que insistan en la “gratuidad” del aborto, es decir toda la sociedad pagando con sus impuestos los delirios de este movimiento; sino que ahora incluyen la “despenalización social del aborto”, lo que indica que quienes quieran denunciarlo como una práctica aberrante serían incitadores al odio, lo cual en su visión de los tribunales “no patriarcales”, implicaría que los activistas pro vida merecen cárcel.

Para ser un movimiento que pida que el Estado se agrande para financiar sus demandas llama la atención que quieren alejar a la policía de su rol fiscalizador del orden y seguridad, en este caso específico respecto al control de migraciones, de esta forma los migrantes debieran tener inmunidad penal por su color, a su vez al tener libre entrada y vivienda garantizada por la Constitución el gasto público debiera ser ininterrumpido y caído literalmente del cielo, sin contar la resistencia del espacio físico, urbano y social, pero por cierto eso lo arreglaría el Estado y si alguien se molesta, a la cárcel por odio.

Muchos activistas de género han formado un verdadero cartel alrededor de las artes, capturando y desprestigiando disciplinas que han sido de gran importancia para la humanidad. Acá podemos ver como pretenden uniformar el arte de acuerdo a su censura ideológica y asegurar estatalmente el sueldo a todos los apitutados en esta área a explotar cual mina de oro por estas personas.

Una mezcla de varios ítems anteriores, pero agregándole la idea de “defensa del territorio”, seguramente de forma literal, la misma defensa que se llevó la vida del matrimonio Luchsinger-Mackay.

En este punto se hace un llamado explícito a dejar a su suerte a cientos de chilenos y comunidades araucanas pacíficas al arbitrio de los señores de la guerra y delincuentes que dirigen localidades como Temucuicui y similares.

Aquí, lo que antes llamábamos “LGBTI” ha pasado a llamarse “queer”, se suman a la huelga todos los que rechacen la normalidad sexual, exigiendo PROGRAMAS OBLIGATORIOS de educación anticientífica “de género”, el autoritarismo de estas líneas es explícito y digno de la China de los años ’60s, sólo que enfocado en la destrucción sexual de los menores de edad.

Finalmente, la instauración de esta doctrina fanática, anticientífica y autoritaria en el sistema educacional, cuya desobediencia es castigada con la ultraviolencia y la persecución estatal.

Esperamos que esta información sea útil para que profesores, apoderados, autoridades y empleadores puedan estar prevenidos y tomar precauciones.

Imagen: Agencia AFP, vista en T13